Error
  • Error de carga de datos de alimentación
  • Error de carga de datos de alimentación
Domingo, 25 Octubre 2015 17:31

¡ES EL CAPITALISMO!

Escrito por  Javier Méndez-Vigo
Valora este artículo
(0 votos)

Los años de auge y recuperación prolongada se han ido para siempre. Esto fue producto de un conjunto de circunstancias, que no puede repetir. En su lugar, nos enfrentamos, como mucho a un estancamiento prolongado y la profundización de la crisis” [RobSewell]

Nos encontramos en una crisis profunda, una crisis sistémica; donde el capitalismo cojea de tal manera que está sumiendo a la población en una miseria y degradación cada vez mayor. Crisis cuyo horizonte de salida no se alcanza a ver ni siquiera en el infinito, o  incluso puede ocurrir que nos adentremos en un declive profundo. Lo único que podemos tener claro es que no es una crisis terminal, pero lo dicho conlleva que si el capitalismo sale de la crisis solo lo hará mediante la barbarie y la destrucción. Algo que ya se atisba en la lontananza.

No nos confundamos el capitalismo sólo tiene un fin: el de la plusvalía. Es decir el sacar el mayor beneficio en el menor tiempo posible. ¡El capitalismo no tiene rostro humano! Y si alguna vez existió esto (lo que algunos economistas llamaron los Años Gloriosos) se debió al Pacto Keynesiano o al New Deal Americano. Un Pacto realizado por dos razones fundamentales: para recuperar a Alemania y Japon -en el nuevo Pacto Globasl (Varoufakis) o para salvaguardar la  “democracia representativa” frente al avance de las Revoluciones. Pero este pacto está muerto y enterrado ya ahora sólo queda la  “esencia capitalista”.

Y hoy día dicha esencia pasa por una  “acumulación por desposesión”. De nuevo la crisis sobre las espalda de las masas trabajadoras y por la mercantilización de todo, incluso de la vida. El capitalismo en esta fase ha salido hacia la expropiación masiva de los recursos naturales y por tanto se ha encaminado hacia el militarismo, pero para llegar hasta este límite ha sido necesario buscar/crear un nuevo enemigo que permitiera acallar el patio interior- cosa que sólo puede hacer por el miedo y la represión.

Una acumulación que la primera fase comenzaría en los años 80 del sigo pasado con la contención salarial que nos vendieron como austeridad necesaria para cuando llegara de nuevo la recuperación nos dieran las migajas. Pero inmediatamente ocurrió un terremoto: la caída del estalinismo y los planes de ajuste estructural (llevados a cabo por el FMI y la UE) que permitieron la privatización de la propiedad estatal y la creación de lo que hoy conocemos como fuerza de trabajo mundial. Una excelente mano de obra barata para el sistema. Ante esto el capital no tiene necesidad ya de mantener los derechos sociales  en Occidente. Pero aún así era necesario poner la puntilla; poner un collar al perro del movimiento obrero. De nuevo la Austeridad.

La Gran Idea: el Euro. La Unificación económica bajo los anillos nibelungos del capitalismo Internacional. ¿Pero que opinaban en aquella época los marxistas? En un artículo escrito en 1998 (unos cuantos años antes de que España entrara en el Euro) un pensador y dirigente marxista nos decía: “Lejos de ser un paso en dirección al libre comercio, la UE es, por un lado, un bloque comercial regional dirigido contra EEUU y Japón y, por otro, una alianza de potencias imperialistas dedicadas a la explotación colectiva del Tercer Mundo. Este modo neocolonialista de explotación no es menos sangrante que el saqueo abierto de las colonias realizado en el pasado basándose en regímenes de dictadura militar”[Alan Woods, Una Alternativa Socialista a la Unión Europea].

Pero no contentos con esto la burguesía europea necesitaba otra cosa, que no era más que la crisis la paguen otros. Ya que una Unión de este tipo sólo puede ir bien en tiempo de bonanza. Era preciso un corsé que hiciera imposible cualquier política social. Y dicho corsé no es otro que el de la moneda única. El Euro se convertiría en el corsé que haría posible arrodillar a las direcciones de los sindicatos. Ya que sin Bancos Nacionales y con la pérdida de la soberanía económica, el Euro se convirtió en la llave para atacar las conquistas sociales y en el candado que permitió una devaluación masiva de los salarios… Pero sobre esto último volveremos más adelante.

Deja un comentario

Noticias económicas

Noticias Conciertos