Error
  • Error de carga de datos de alimentación
  • Error de carga de datos de alimentación
  • Error de carga de datos de alimentación
Sábado, 23 Enero 2016 16:15

CRISIS Y DEMOCRACIA

Escrito por  Javier Méndez-Vigo
Valora este artículo
(0 votos)

En los viejos libros de “Filosofía política” de la década de los 80 se nos decía que “sin capitalismo no podía existir la democracia”. Verdadero oximorón que sólo servía para que los estudiantes pudieran tener un fetiche, pero nunca una verdad. Porque primero habría que saber de qué democracia estábamos hablando. Aquellos teóricos ademán negaban una parte de la terminología ya no era el demos, sino más bien los representante de dicho demos. La democracia directa  o real como la llama actualmente lo que se denomina la  nueva política no era más que un recuerdo muy lejano de las ciudades-estado.

Por otra parte, aquella democracia se basaba en una serie de derechos -otro fetiche. Económicos y sociales. Se nos decía que todo aquello era producto de un pacto social- el de postguerra. Pero se obviaba el hecho de que por un lado aquello fue posible gracias a grandes luchas del proletariado y, al mismo tiempo, al “miedo” ante la existencia del Bloque del Este (prosoviético) y a la posibilidad de su expansión hacia el Occidente.

Ahora bien, es precisamente a partir de los 80 cuando se produce el comienzo del asalto al bienestar Con el ascenso de una ideología retrograda y ultraconservadora que consiguió derrotar al Movimiento Obrero. Por un lado Tatcher que propició lo que se dio en llamar la  “guerra contra los mineros”; y por otra parte Reagan, que declaró “la guerra a los sindicatos”.

Desde dicha década comenzó la conquista de la hegemonía neoliberal que tenía en principio el objetivo de acabar con todo los que significara un obstáculo para la economía. En Europa por su parte, los países del Sur: Portugal, Grecia y España que salían de férreas dictaduras intentaban construir sus propias democracias (régimen del 78) Pero dichas democracias nacen en Estados débiles y en momentos de crisis del Estado del Bienestar a nivel Europeo. Utilizando la terminología de Pedro Montes, la economía neoliberal asaltaba el Estado del Bienestar. Es dicho momento cuando se produce  (gracias a la crisis del petróleo) una nueva división social del trabajo en la que los países del Sur tenían que ser desindustrializados y convertirse en países de  “servicios”. Es la época en que la Izquierda Tradicional -la socialdemocracia y el Eurocomunismo (PCs)- introducían la noción de austeridad por la que el Movimiento Obrero debía “apretarse el cinturón” si quería volver a participar de la tarta del bienestar cuando volvieran las vacas gordas

La democracia iba mermándose cada vez más y fundamentalmente los derechos de los obreros. Por poner el caso Español, cada reforma  se atacaba un poco más el famoso Estatuto de los trabajadores y las condiciones del Movimiento Obrero hasta llegar a mercantilizar las relaciones laborales (introduciendo las ETTs) para volver a la Fuerza del Trabajo al pasado. Pero aún tenía que ocurrir algo más: la derrota del stalinismo.

La burguesía internacional deja de tener enemigo y el movimiento obrero dejó de tener un referente ideológico. Hecho principal para entender el Siglo XXI y donde queda la democracia. El capitalismo se convierte en senil y bárbaro que lo único que necesita es la apropiación de todos los “recursos naturales”; se convierte en depredador- si es que alguna vez dejo de serlo. Pero para estas alforjas ya no necesita ese vestigio que llamamos democracia

Deja un comentario

Noticias España

Noticias económicas

Noticias Conciertos